Explicamos el por qué hay mujeres que no pueden conseguir un embarazo.

Explicamos el por qué de algunos defectos en la FIV
Explicamos el por qué hay mujeres que no pueden conseguir un embarazo.

En los protocolos de reproducción asistida con fecundación “in vitro”, la mujer es sometida a una estimulación ovárica para conseguir un idóneo número de ovocitos. Estos ovocitos se fecundan, con el esperma de su pareja o de un donante, para originar los embriones de los cuales solo los mejores se transfieren al útero materno.

En fecundación “in vitro”, se obtienen en la mayoría de los casos, un número aceptable de embriones (de 4 a 8 células) o de blastocitos. Sin embargo, no todos ellos sobreviven tras ser transferidos en el útero.
En general, se considera “fallo de implantación” en aquellos casos en los que no hemos conseguido embarazo tras transferir, durante tres ciclos, dos o tres embriones de aparentemente buena calidad.

¿Por qué falla la implantación, en estos casos? Según nuestros estudios hay cuatro factores implicados:

1º Mala calidad del endometrio. La unión del embrión al endometrio no ocurre de forma aleatoria en cualquier día del ciclo menstrual, si no que existe un periodo de tiempo durante el cual la receptividad del endometrio es óptima. En el endometrio se originan cambios estructurales importantes que van a determinar si el embrión se va a poder implantar o no.
Por otra parte, se conoce que los niveles de estradiol y progesterona son esenciales para alcanzar un adecuado grosor del endometrio, para favorecer la implantación y, el mantenimiento de la gestación. En algunas mujeres, una hiperestimulación ovárica puede reducir la tasa de implantación por alteración del endometrio.

2º Mala calidad embrionaria, no detectable morfológicamente. Los embriones se transfieren en el día 2 después de la fecundación (a 2-4 células) o en el día 3 (a 6-8 células), pero estos embriones pueden bloquearse en cualquier momento y no llegar a implantarse. En estos casos, en la clínica MARGEN se aconseja que la transferencia se realice en blastocito (embrión de 5/6 días de desarrollo con una estructura celular compleja formada con aproximadamente de 50-200 células). La fase de blastocito es el estadio de desarrollo previo a la implantación del embrión en el útero materno.

3º Técnica de transferencia embrionaria. Si el endometrio y los embriones son óptimos, la forma de transferirlos es esencial para que la mujer quede embarazada. Es decir, es aconsejable una buena limpieza del moco endocervical. Introducir con cuidado la guía a través de la cual va a ir el catéter con los embriones, tratando de enderezar el ángulo del cuello cervical. Utilizar el catéter de transferencia mas adecuado para la paciente, en cuanto a su flexibilidad y longitud se refiere. Visión directa de la entrada del catéter en el endometrio, mediante ecografía abdominal y posición de los embriones transferidos.

4º Niveles de Estradiol y Progesterona después de la transferencia: El Dr. Tesarik ha observado que en algunas mujeres los niveles de estas hormonas caen abruptamente en los días siguientes de la transferencia de los embriones, por lo que hay que vigilar las concentraciones de estas hormonas en sangre en casos de fallos de implantación repetitivos.

más noticias