Científicos aseguran que el cromosoma masculino acabará desapareciendo

Científicos aseguran que el cromosoma masculino acabará desapareciendo

Según sostiene un reciente estudio, el cromosoma masculino Y esta sufriendo una pérdida de tamaño progresiva en el interior de las células de los seres humanos. A pesar de que dicho cromosoma conlleva el gen SRY, responsable de determinar el sexo de los embriones,  la desaparición de este gen, no necesario para la vida, podría ser realidad en un futuro.

Cada célula de los seres humanos contiene generalmente en su interior 46 cromosomas, de los cuales dos de ellos, el cromosoma X y el cromosoma Y, son los encargados de determinar si el embrión desarrollará características sexuales masculinas o femeninas.

En el caso de las mujeres, estas poseen dos cromosomas X (XX), mientras que los hombres portan un cromosoma X y otro Y (XY).  Esta misma distribución en la naturaleza humana demuestra que el gen Y no posee información genética esencial para la vida, ya que las mujeres no lo portan.

A pesar de ello, el cromosoma Y lleva con él el gen SRY, que es el encargado de proporcionar las instrucciones para producir dicho cromosoma y por lo tanto de la creación de embriones masculinos.

Progresiva pérdida de tamaño

Según ha concluido un estudio publicado en The Conversation, el cromosoma masculino Y se encuentra en vías de extinción y se calcula que está destinado a desaparecen en unos 4,6 millones de años, según sostiene el profesor en genética Darren Griffin y el experto en biología molecular y reproducción de la Universidad de Kent (Reino Unido), Peter Ellis.

Según informa el estudio, no siempre ha sido así, de hecho, hace 166 millones de años, con la aparición de los primeros mamíferos, tanto el cromosoma X como el Y eran del mismo tamaño y contenían la misma información.
Sin embargo, a diferencia de todos los demás cromosomas del organismo, el cromosoma Y se encuentra en un único ejemplar de cada célula, que será transmitido de padres a hijos.

Debido a esta condición, dicho cromosoma no puede realizar por sí mismo la recombinación genética, necesaria para reparar y eliminar las mutaciones genéticas dañinas en cada generación. De esta forma, el cromosoma Y ha ido acumulando a lo largos de las generaciones una degeneración constante, lo que puede desembocar en su desaparición total.

¿Un futuro sin hombres?

Aunque los últimos avances en medicina han podido reemplazar la función del gen del cromosoma Y permitiendo así que parejas del mismo sexo o infértiles puedan tener hijos, tanto hembras como varones siguen siendo completamente necesarios para la reproducción humana.
A pesar de que los expertos Griffin y Ellis opinan que si la degradación del cromosoma Y seguirá su curso hasta la perdida completa del mismo, explican que el gen SRY se mudaría a otro cromosoma para garantizar la subsistencia de los hombres.