El equipo IMFER evita anomalías en el futuro bebe gracias al Diagnóstico Genético Preimplantacional

El DGP es una técnica que permite diagnosticar alteraciones genéticas y cromosómicas en los embriones antes de su implantación.
El equipo IMFER evita anomalías en el futuro bebe gracias al Diagnóstico Genético Preimplantacional

El Diagnóstico Genético Preimplantacional llevado a cabo en el Instituto Murciano de Fertilidad, IMFER, permite estudiar características genéticas del embrión antes de que se realice la transferencia de éstos al útero materno y se produzca la implantación.

Dicho diagnóstico permite la detección de anomalías cromosómicas y la selección de embriones normales, por lo que aumentan las posibilidades de embarazo, disminuye las posibilidades de abortos y  beneficia a la mayoría de las parejas con fallo de implantación.

El proceso consiste en obtener embriones mediante fecundación in vitro y una vez alcanzado el estadio de 6-8 células extraer 1 ó 2 células para analizarla mediante técnicas genéticas moleculares. Según el resultado de ese estudio, que se suele tener en 1-2 días, se transfieren aquellos embriones que son normales para la enfermedad estudiada.

Las enfermedades que habitualmente se suelen estudiar son el síndrome de Down, síndrome de Edwards, alteraciones de los cromosomas sexuales como el síndrome de Turner y enfermedades monogénicas más frecuentes como la fibrosis quística, distrofia muscular de Duchenne, etc.

Mediante este estudio, también es posible conocer el sexo de los embriones para descartar enfermedades genéticas ligadas al sexo. Por tanto, la indicación médica para realizar un estudio genético en los embriones es sobretodo tener antecedentes de alguna enfermedad genética en particular, motivo por el cual puede existir un riesgo aumentado de aparición de la enfermedad en la descendencia.

Si desea mas información puede contactar a través de www.imfer.com o llamando al  968 28 28 66

más noticias